Category: Poker

Tirada de cortesía invernal

Tirada de cortesía invernal

La joven Regalos Participa Sorteo Tirrada ejercer la profesión Sorteos innovadores online los vortesía años bajo Tirada de cortesía invernal tutela Regalos Participa Sorteo su Invernap a los invernxl, cuando imvernal fue asesinada, coftesía las artes exquisitas del placer, y a los quince aventajaba a todas sus rivales. No es ni la mitad de útil que la Lógica, porque no puede probar nada; habla siempre de cosas que no sucederán y hace creer a la gente cosas que no son ciertas. Sintió que algo estallaba en su cuerpo, se le secó la boca y perdió el sentido de orientación. recuerdo de su vida como bushi al servicio del Clan durante su juventud. Las personas de mi rango no sirven nunca para nada. Nunca llegarías. Entonces comenzó a sentir una extraña impresión de hormigueo.

Tirada de cortesía invernal -

Se le han caído las cerillas al arroyo, estropeándose todas. Su padre le pegará si no lleva algún dinero a casa, y está llorando. No tiene ni medias ni zapatos y lleva la cabecita al descubierto. Arráncame el otro ojo, dáselo y su padre no le pegará.

Haz lo que te mando. Entonces la Golondrina volvió de nuevo hacia el Príncipe y emprendió el vuelo llevándoselo. Se posó sobre el hombro de la vendedorcita de cerillas y deslizó la joya en la palma de su mano.

Y corrió a su casa muy alegre. Entonces la Golondrina volvió de nuevo hacia el Príncipe. Por eso me quedaré con vos para siempre. Tienes que ir a Egipto. Y se durmió entre los pies del Príncipe. Al día siguiente se colocó sobre el hombro del Príncipe y le refirió lo que había visto en países extraños.

Le habló de los ibis rojos que se sitúan en largas filas a orillas del Nilo y pescan a picotazos peces de oro; de la esfinge, que es tan vieja como el mundo, vive en el desierto y lo sabe todo; de los mercaderes que caminan lentamente junto a sus camellos, pasando las cuentas de unos rosarios de ámbar en sus manos; del rey de las montañas de la Luna, que es negro como el ébano y que adora un gran bloque de cristal; de la gran serpiente verde que duerme en una palmera y a la cual están encargados de alimentar con pastelitos de miel veinte sacerdotes; y de los pigmeos que navegan por un gran lago sobre anchas hojas aplastadas y están siempre en guerra con las mariposas.

No hay misterio más grande que la miseria. Vuela por mi ciudad, Golondrinita, y dime lo que veas. Entonces la Golondrinita voló por la gran ciudad y vio a los ricos que se festejaban en sus magníficos palacios, mientras los mendigos estaban sentados a sus puertas.

Voló por los barrios sombríos y vio las pálidas caras de los niños que se morían de hambre, mirando con apatía las calles negras.

Bajo los arcos de un puente estaban acostados dos niñitos abrazados uno a otro para calentarse. Entonces la Golondrina reanudó su vuelo y fue a contar al Príncipe lo que había visto. Los hombres creen siempre que el oro puede hacerlos felices.

Hoja por hoja arrancó la Golondrina el oro fino hasta que el Príncipe Feliz se quedó sin brillo ni belleza. Hoja por hoja lo distribuyó entre los pobres, y las caritas de los niños se tornaron nuevamente sonrosadas y rieron y jugaron por la calle.

Entonces llegó la nieve y después de la nieve el hielo. Las calles parecían empedradas de plata por lo que brillaban y relucían. Largos carámbanos, semejantes a puñales de cristal, pendían de los tejados de las casas. Todo el mundo se cubría de pieles y los niños llevaban gorritos rojos y patinaban sobre el hielo.

La pobre Golondrina tenía frío, cada vez más frío, pero no quería abandonar al Príncipe: le amaba demasiado para hacerlo. Picoteaba las migas a la puerta del panadero cuando éste no la veía, e intentaba calentarse batiendo las alas.

Pero, al fin, sintió que iba a morir. No tuvo fuerzas más que para volar una vez más sobre el hombro del Príncipe.

Permitid que os bese la mano. Has permanecido aquí demasiado tiempo. Pero tienes que besarme en los labios porque te amo. Voy a ir a la morada de la Muerte. La Muerte es hermana del Sueño, ¿verdad? Y besando al Príncipe Feliz en los labios, cayó muerta a sus pies.

En el mismo instante sonó un extraño crujido en el interior de la estatua, como si se hubiera roto algo. El hecho es que la coraza de plomo se había partido en dos. Realmente hacía un frío terrible. A la mañana siguiente, muy temprano, el alcalde se paseaba por la plazoleta con dos concejales de la ciudad.

Al pasar junto al pedestal, levantó sus ojos hacia la estatua. Y levantaron ellos mismos la cabeza para mirar la estatua. En resumidas cuentas, que está lo mismo que un pordiosero. Realmente habrá que promulgar un bando prohibiendo a los pájaros que mueran aquí. Y el secretario del Ayuntamiento tomó nota para aquella idea.

Entonces fue derribada la estatua del Príncipe Feliz. Entonces fundieron la estatua en un horno y el alcalde reunió al Concejo en sesión para decidir lo que debía hacerse con el metal. La mía, por ejemplo.

Y acabaron disputando. Este corazón de plomo no quiere fundirse en el horno; habrá que tirarlo como desecho. Los fundidores lo arrojaron al montón de basura en que yacía la golondrina muerta.

Y el ángel se llevó el corazón de plomo y el pájaro muerto. En mi jardín del Paraíso este pajarillo cantará eternamente, y en mi ciudad de oro el Príncipe Feliz repetirá mis alabanzas.

Una mañana, la vieja rata de agua sacó la cabeza por su agujero. Tenía unos ojos redondos muy vivarachos y unos tupidos bigotes grises. Su cola parecía un largo elástico negro. Unos patitos nadaban en el estanque semejantes a una bandada de canarios amarillos, y su madre, toda blanca con patas rojas, esforzábase en enseñarles a hundir la cabeza en el agua.

Y les enseñaba de nuevo cómo tenían que hacerlo. Pero los patitos no prestaban ninguna atención a sus lecciones. Eran tan jóvenes que no sabían las ventajas que reporta la vida de sociedad. Todo tiene sus comienzos y nunca es demasiada la paciencia de los padres.

No tengo la menor idea de los sentimientos paternos -dijo la rata de agua-. No soy padre de familia. Jamás me he casado, ni he pensado en hacerlo. Indudablemente el amor es una buena cosa a su manera; pero la amistad vale más.

Le aseguro que no conozco en el mundo nada más noble o más raro que una fiel amistad. Y, dígame, se lo ruego, ¿qué idea se forma usted de los deberes de un amigo fiel? Si es así, la escucharé gustosa, porque a mí me vuelven loca los cuentos. Y abriendo las alas, se posó en la orilla del estanque y contó la historia del amigo fiel.

No creo que fuese nada distinguido, excepto por su buen corazón y por su redonda cara morena y afable. Vivía en una pobre casita de campo y todos los días trabajaba en su jardín.

En toda la comarca no había jardín tan hermoso como el suyo. Crecían en él claveles, alhelíes, capselas, saxífragas, así como rosas de Damasco y rosas amarillas, azafranadas, lilas y oro y alhelíes rojos y blancos. Y según los meses y por su orden florecían agavanzos y cardaminas, mejoranas y albahacas silvestres, velloritas e iris de Alemania, asfódelos y claveros.

Una flor sustituía a otra. Por lo cual había siempre cosas bonitas a la vista y olores agradables que respirar. El pequeño Hans tenía muchos amigos, pero el más allegado a él era el gran Hugo, el molinero.

Realmente, el rico molinero era tan allegado al pequeño Hans, que no visitaba nunca su jardín sin inclinarse sobre los macizos y coger un gran ramo de flores o un buen puñado de lechugas suculentas o sin llenarse los bolsillos de ciruelas y de cerezas, según la estación.

Y el pequeño Hans asentía con la cabeza, sonriente, sintiéndose orgulloso de tener un amigo que pensaba tan noblemente. Algunas veces, sin embargo, el vecindario encontraba raro que el rico molinero no diese nunca nada en cambio al pequeño Hans, aunque tuviera cien sacos de harina almacenados en su molino, seis vacas lecheras y un gran número de ganado lanar; pero Hans no se preocupó nunca por semejante cosa.

Nada le encantaba tanto como oír las bellas cosas que el molinero acostumbraba decir sobre la solidaridad de los verdaderos amigos.

Así, pues, el pequeño Hans cultivaba su jardín. En primavera, en verano y en otoño, sentíase muy feliz; pero cuando llegaba el invierno y no tenía ni frutos ni flores que llevar al mercado, padecía mucho frío y mucha hambre, acostándose con frecuencia sin haber comido más que unas peras secas y algunas nueces rancias.

Además, en invierno, encontrábase muy solo, porque el molinero no iba nunca a verle durante aquella estación. Cuando las personas pasan apuros hay que dejarlas solas y no atormentarlas con visitas.

Ésa es por lo menos mi opinión sobre la amistad, y estoy seguro de que es acertada. Por eso esperaré la primavera y entonces iré a verle; podrá darme un gran cesto de velloritas y eso le alegrará.

Resulta un verdadero placer oírte hablar de la amistad. Estoy segura de que el cura no diría sobre ella tan bellas cosas como tú, aunque viva en una casa de tres pisos y lleve un anillo de oro en el meñique. Si el pobre Hans pasa apuros, le daré la mitad de mi sopa y le enseñaré mis conejos blancos.

Verdaderamente, no sé para qué sirve mandarte a la escuela. Parece que no aprendes nada. Si el pequeño Hans viniese aquí, ¡pardiez! Y la envidia es una cosa terrible que estropea los mejores caracteres.

Realmente, no podría yo sufrir que el carácter de Hans se estropeara. Soy su mejor amigo, velaré siempre por él y tendré buen cuidado de no exponerle a ninguna tentación. Además, si Hans viniese aquí, podría pedirme que le diese un poco de harina fiada, lo cual no puedo hacer.

La harina es una cosa y la amistad es otra, y no deben confundirse. Esas dos palabras se escriben de un modo diferente y significan cosas muy distintas, como todo el mundo sabe. Me siento verdaderamente como adormecida, lo mismo que en la iglesia. Y miró severamente por encima de la mesa a su hijo, que sintió tal vergüenza de sí mismo, que bajó la cabeza, se puso casi escarlata y empezó a llorar encima de su té.

Ése es el comienzo. Hoy día todo buen cuentista empieza por el final, prosigue por el comienzo y termina por la mitad. Es el nuevo método. Lo he oído así de labios de un crítico que se paseaba alrededor del estanque con un joven.

Trataba el asunto magistralmente y estoy segura de que tenía razón, porque llevaba unas gafas azules y era calvo; y cuando el joven le hacía alguna observación contestaba siempre: «¡Psé! Me agrada mucho el molinero. Yo también encierro toda clase de bellos sentimientos: por eso hay una gran simpatía entre él y yo.

No bien pasó el invierno, en cuanto las velloritas empezaron a abrir sus estrellas amarillas pálidas, el molinero dijo a su mujer que iba a salir y visitar al pequeño Hans. Piensas siempre en los demás. No te olvides de llevar el cesto grande para traer las flores.

Entonces el molinero ató unas con otras las aspas del molino con una fuerte cadena de hierro y bajó la colina con la cesta al brazo. Muchas gracias por tu interés. He pasado mis malos ratos, pero ahora ha vuelto la primavera y me siento casi feliz Además, mis flores van muy bien. Temí que me hubieras olvidado.

La amistad no olvida nunca. Eso es lo que tiene de admirable, aunque me temo que no comprendas la poesía de la amistad Y entre paréntesis, ¡qué bellas están tus velloritas!

Voy a llevarlas al mercarlo, donde las venderé a la hija del burgomaestre y con ese dinero compraré otra vez mi carretilla. Es un acto bien necio. Como sabes, el invierno es una estación mala para mí y no tenía ningún dinero para comprar pan. Así es que vendí primero los botones de plata de mi traje de los domingos; luego vendí mi cadena de plata y después mi flauta.

Por último vendí mi carretilla. Pero ahora voy a rescatarlo todo. No está en muy buen estado. Uno de los lados se ha roto y están algo torcidos los radios de la rueda, pero a pesar de esto te la daré.

Sé que es muy generoso por mi parte y a mucha gente le parecerá una locura que me desprenda de ella, pero yo no soy como el resto del mundo. Creo que la generosidad es la esencia de la amistad, y además, me he comprado una carretilla nueva.

Sí, puedes estar tranquilo Te daré mi carretilla. Y su afable cara redonda resplandeció de placer-. Puedo arreglarla fácilmente porque tengo una tabla en mi casa.

Eso es precisamente lo que necesito para la techumbre de mi granero. Hay una gran brecha y se me mojará todo el trigo si no la tapo. Realmente es de notar que una buena acción engendra otra siempre. Te he dado mi carretilla y ahora tú vas a darme tu tabla. Claro es que la carretilla vale mucho más que la tabla, pero la amistad sincera no repara nunca en esas cosas.

Dame en seguida la tabla y hoy mismo me pondré a la obra para arreglar mi granero. Fue corriendo a su vivienda y sacó la tabla. Y ahora, en vista de que te he dado mi carretilla, estoy seguro de que accederás a darme en cambio unas flores Aquí tienes el cesto; procura llenarlo casi por completo.

Podré estar equivocado, pero yo me figuré que la amistad, la verdadera amistad, estaba exenta de toda clase de egoísmo. Y corrió a coger las lindas velloritas y a llenar el cesto del molinero.

Y se puso a cavar alegremente: ¡estaba tan contento de tener una carretilla! A la mañana siguiente, cuando estaba sujetando unas madreselvas sobre su puerta, oyó la voz del molinero que le llamaba desde el camino.

Entonces saltó de su escalera y corriendo al final del jardín miró por encima del muro. Era el molinero con un gran saco de harina a su espalda. Tengo que sujetar todas mis enredaderas, que regar todas mis flores y que segar todo el césped.

Por nada del mundo dejaría yo de obrar como amigo tratándose de ti. Y fue a coger su gorra y partió con el gran saco sobre el hombro. Era un día muy caluroso y la carretera estaba terriblemente polvorienta.

Antes de que Hans llegara al mojón que marcaba la sexta milla, hallábase tan fatigado que tuvo que sentarse a descansar. Sin embargo, no tardó mucho en continuar animosamente su camino, llegando por fin al mercado.

Después de esperar un rato, vendió el saco de harina a un buen precio y regresó a su casa de un tirón, porque temía encontrarse a algún salteador en el camino si se retrasaba mucho. Pero me alegra mucho no haberme negado, porque el molinero es mi mejor amigo y, además, va a darme su carretilla.

A la mañana siguiente, muy temprano, el molinero llegó por el dinero de su saco de harina, pero el pequeño Hans estaba tan rendido, que no se había levantado aún de la cama.

Eres muy perezoso. Cuando pienso que acabo de darte mi carretilla, creo que podrías trabajar con más ardor. La pereza es un gran vicio y no quisiera yo que ninguno de mis amigos fuera perezoso o apático.

No creas que te hablo sin miramientos. Claro es que no te hablaría así si no fuese amigo tuyo. Pero, ¿de qué serviría la amistad si no pudiera uno decir claramente lo que piensa? Todo el mundo puede decir cosas amables y esforzarse en ser agradable y en halagar, pero un amigo sincero dice cosas molestas y no teme causar pesadumbre.

Por el contrario, si es un amigo verdadero, lo prefiere, porque sabe que así hace bien. Pero estaba tan rendido, que creía haberme acostado hace poco y escuchaba cantar a los pájaros. El pequeño Hans tenía gran necesidad de ir a trabajar a su jardín porque hacía dos días que no regaba sus flores, pero no quiso decir que no al molinero, que era un buen amigo para él.

Trabajó allí durante todo el día hasta el anochecer, y al ponerse el sol, vino el molinero a ver hasta dónde había llegado. No hay trabajo tan delicioso como el que se hace por otro. Es un encanto, pero temo no tener yo nunca ideas tan hermosas como tú.

Por ahora no posees más que la práctica de la amistad. Algún día poseerás también la teoría. Pero ahora que has arreglado el techo, mejor harás en volverte a tu casa a descansar, pues mañana necesito que lleves mis carneros a la montaña. El pobre Hans no se atrevió a protestar, y al día siguiente, al amanecer, el molinero condujo sus carneros hasta cerca de su casita y Hans se marchó con ellos a la montaña.

Entre ir y volver se le fue el día, y cuando regresó estaba tan cansado, que se durmió en su silla y no se despertó hasta entrada la mañana.

Algunas veces el pequeño Hans se apuraba grandemente al pensar que sus flores creerían que las había olvidado; pero se consolaba pensando que el molinero era su mejor amigo.

Y el pequeño Hans trabajaba para el molinero, y éste decía muchas cosas bellas sobre la amistad, cosas que Hans copiaba en su libro verde y que releía por la noche, pues era culto.

Ahora bien; sucedió que una noche, estando el pequeño Hans sentado junto al fuego, dieron un aldabonazo en la puerta. La noche era negrísima.

El viento soplaba y rugía en torno de la casa de un modo tan terrible, que Hans pensó al principio si sería el huracán el que sacudía la puerta.

Pero sonó un segundo golpe y después un tercero más violento que los otros. El molinero estaba en el umbral con una linterna en una mano y un grueso garrote en la otra. Mi chico se ha caído de una escalera, hiriéndose.

Voy a buscar al médico. Pero vive lejos de aquí y la noche es tan mala, que he pensado que fueses tú en mi lugar. Ya sabes que te doy mi carretilla. Por eso estaría muy bien que hicieses algo por mí en cambio. Iré en seguida. Pero debías dejarme tu linterna, porque la noche es tan oscura, que temo caer en alguna zanja.

Me pasaré sin ella -dijo el pequeño Hans. Se puso su gran capa de pieles, su gorro encarnado de gran abrigo, se enrolló su tapabocas alrededor del cuello y partió. La noche era tan negra, que el pequeño Hans no veía apenas, y el viento tan fuerte, que le costaba gran trabajo andar.

Sin embargo, él era muy animoso, y después de caminar cerca de tres horas, llegó a casa del médico y llamó a su puerta. Enjaezó en el acto su caballo, se calzó sus grandes botas, y, cogiendo su linterna, bajó la escalera. Se dirigió a casa del molinero, llevando al pequeño Hans a pie, detrás de él.

Pero la tormenta arreció. Llovía a torrentes y el pequeño Hans no podía ni ver por dónde iba, ni seguir al caballo. Finalmente, perdió su camino, estuvo vagando por el páramo, que era un paraje peligroso lleno de hoyos profundos, cayó en uno de ellos el pobre Hans y se ahogó. A la mañana siguiente, unos pastores encontraron su cuerpo flotando en una gran charca y le llevaron a su casita.

Todo el mundo asistió al entierro del pequeño Hans porque era muy querido. Y el molinero figuró a la cabeza del duelo. Así es que fue a la cabeza del cortejo con una larga capa negra; de cuando en cuando se enjugaba los ojos con un gran pañuelo de hierbas. A fe mía que fui lo bastante bueno para comprometerme a darle mi carretilla y ahora no sé qué hacer de ella.

Me estorba en casa, y está en tal mal estado, que si la vendiera no sacaría nada. Os aseguro que de aquí en adelante no daré nada a nadie. Se pagan siempre las consecuencias de haber sido generoso. Pues nada más -dijo el pardillo.

No lo sé a punto fijo -contesto el pardillo y verdaderamente me da igual. Podía usted habérmelo dicho antes de empezar. De ser así no le hubiera escuchado, con toda seguridad. Le hubiese dicho indudablemente: «¡Psé! Pero aún estoy a tiempo de hacerlo. Gritó su «¡Psé! Tiene muchas buenas cualidades, pero yo, por mi parte, tengo sentimientos de madre y no puedo ver a un solterón empedernido sin que se me salten las lágrimas.

El hecho es que le he contado una historia que tiene su moraleja. Todas las tardes al volver del colegio tenían los niños la costumbre de ir a jugar al jardín del gigante. Era un gran jardín solitario, con un suave y verde césped.

Brillaban aquí y allí lindas flores sobre el suelo, y había doce melocotoneros que en primavera se cubrían con una delicada floración blanquirrosada y que, en otoño, daban hermosos frutos.

Los pájaros, posados sobre las ramas, cantaban tan deliciosamente, que los niños interrumpían habitualmente sus juegos para escucharlos. Un día volvió el gigante. Había ido a visitar a su amigo el ogro de Cornualles, residiendo siete años en su casa.

Al cabo de los siete años dijo todo lo que tenía que decir, pues su conversación era limitada, y decidió regresar a su castillo. Al llegar, vio a los niños que jugaban en su jardín. Todos deben entenderlo así, y no permitiré que nadie que no sea yo se solace en él. Entonces le cercó con un alto muro y puso el siguiente cartelón:.

Los pobres niños no tenían ya sitio de recreo. Intentaron jugar en la carretera; pero la carretera estaba muy polvorienta, toda llena de agudas piedras, y no les gustaba.

Tomaron la costumbre de pasearse, una vez terminadas sus lecciones, alrededor del alto muro, para hablar del hermoso jardín que había al otro lado. Entonces llegó la primavera y en todo el país hubo pájaros y florecillas.

Sólo en el jardín del gigante egoísta continuaba siendo invierno. Los pájaros, desde que no había niños, no tenían interés en cantar y los árboles olvidábanse de florecer. En cierta ocasión una bonita flor levantó su cabeza sobre el césped; pero al ver el cartelón se entristeció tanto pensando en los niños, que se dejó caer a tierra, volviéndose a dormir.

Los únicos que se alegraron fueron el hielo y la nieve. Gracias a esto vamos a vivir en él todo el año. La nieve extendió su gran manto blanco sobre el césped y el hielo revistió de plata todos los árboles. Entonces invitaron al viento del Norte a que viniese a pasar una temporada con ellos.

El viento del Norte aceptó y vino. Estaba envuelto en pieles. Bramaba durante todo el día por el jardín, derribando a cada momento chimeneas. Invitemos también al granizo. Todos los días, durante tres horas, tocaba el tambor sobre la techumbre del castillo, hasta que rompió muchas pizarras.

Entonces se puso a dar vueltas alrededor del jardín, lo más de prisa que pudo. Iba vestido de gris y su aliento era de hielo. Pero la primavera no llegaba ni el verano tampoco. El otoño trajo frutos de oro a todos los jardines, pero no dio ninguno al del gigante.

Y era siempre invierno en casa del gigante, y el viento del Norte, el granizo, el hielo y la nieve danzaban en medio de los árboles. Una mañana el gigante, acostado en su lecho, pero despierto ya, oyó una música deliciosa.

Sonó tan dulcemente en sus oídos, que hizo imaginarse que los músicos del rey pasaban por allí. En realidad, era un pardillo que cantaba ante su ventana; pero como no había oído a un pájaro en su jardín hacía mucho tiempo, le pareció la música más bella del mundo.

Entonces el granizo dejó de bailar sobre su cabeza y el viento del Norte de rugir. Un perfume delicioso llegó hasta él por la ventana abierta.

Y saltando del lecho se asomó a la ventana y miró. Por una brecha abierta en el muro, los niños habíanse deslizado en el jardín encaramándose a las ramas. Sobre todos los árboles que alcanzaba él a ver había un niño, y los arboles sentíanse tan dichosos de sostener nuevamente a los niños, que se habían cubierto de flores y agitaban graciosamente sus brazos sobre las cabezas infantiles.

Los pájaros revoloteaban de unos para otros cantando con delicia, y las flores reían irguiendo sus cabezas sobre el césped. Sólo en un rincón, en el rincón más apartado del jardín, seguía siendo invierno.

Allí se encontraba un niño muy pequeño. Tan pequeño era, que no había podido llegar a las ramas del árbol y se paseaba a su alrededor llorando amargamente. El pobre árbol estaba aún cubierto de hielo y de nieve, y el viento del Norte soplaba y rugía por encima de él.

Y le alargaba sus ramas, inclinándose todo lo que podía, pero el niño era demasiado pequeño. El corazón del gigante se enterneció al mirar hacia afuera. Ya sé por qué la primavera no ha querido venir aquí.

Voy a colocar a ese pobre pequeñuelo sobre la cima del árbol, luego tiraré el muro, y mi jardín será ya siempre el sitio de recreo de los niños». Estaba verdaderamente arrepentido de lo que había hecho.

Entonces bajó las escaleras, abrió nuevamente la puerta y entró en el jardín. Pero cuando los niños le vieron, se quedaron tan aterrorizados que huyeron y el jardín se quedó otra vez invernal.

Únicamente el niño pequeñito no había huido porque sus ojos estaban tan llenos de lágrimas que no le vio venir. Y el gigante se deslizó hasta él, le cogió cariñosamente con sus manos y lo depositó sobre el árbol. Y el árbol inmediatamente floreció, los pájaros vinieron a posarse y a cantar sobre él y el niñito extendió sus brazos, rodeó con ellos cl cuello del gigante y le besó.

Y los otros niños, viendo que ya no era malo el gigante, se acercaron y la primavera los acompañó. Y cogiendo un martillo muy grande, echó abajo el muro. Y cuando los campesinos fueron a mediodía al mercado, vieron al gigante jugando con los niños en el jardín más hermoso que pueda imaginarse.

Estuvieron jugando durante todo el día, y por la noche fueron a decir adiós al gigante. A él era a quien quería más el gigante, porque le había abrazado y besado. Pero los niños contestaron que no sabían dónde vivía y hasta entonces no le habían visto nunca.

Y el gigante se quedó muy triste. Todas las tardes a la salida del colegio venían los niños a jugar con el gigante, pero éste ya no volvió a ver el pequeñuelo a quien quería tanto. Era muy bondadoso con todos los niños, pero echaba de menos a su primer amiguito y hablaba de él con frecuencia.

Pasaron los años y el gigante envejeció y fue debilitándose. Ya no podía tomar parte en los juegos; permanecía sentado en un gran sillón viendo jugar a los niños.

Una mañana de invierno, mientras se vestía, miró por la ventana. Ya no detestaba el invierno; sabía que no es sino el sueño de la primavera y el reposo de las flores. De pronto se frotó los ojos, atónito, y miró con atención.

Realmente era una visión maravillosa. En un extremo del jardín había un árbol casi cubierto de flores blancas. Sus ramas eran todas de oro y colgaban de ellas frutos de plata; bajo el árbol aquél estaba el pequeñuelo a quien quería tanto. El gigante se precipitó por las escaleras lleno de alegría y entró en el jardín.

Corrió por el césped y se acercó al niño. Y cuando estuvo junto a él, su cara enrojeció de cólera y exclamó. En las palmas de la mano del niño y en sus piececitos veíanse las señales sangrientas de dos clavos. Iré a coger mi espada y le mataré. Un temor respetuoso le invadió, haciéndole caer de rodillas ante el pequeñuelo.

Y el niño sonrió al gigante y le dijo:. Hoy vendrás conmigo a mi jardín, que es el Paraíso. Y cuando llegaron los niños aquella tarde encontraron al gigante tendido, muerto, bajo el árbol, todo cubierto de flores blancas.

El hijo del rey estaba en vísperas de casarse. Con este motivo el regocijo era general. Estuvo esperando un año entero a su prometida, y al fin llegó ésta.

Era una princesa rusa que había hecho el viaje desde Finlandia en un trineo tirado por seis renos, que tenía la forma de un gran cisne de oro; la princesita iba acostada entre las alas del cisne.

Su largo manto de armiño caía recto sobre sus pies. Llevaba en la cabeza un gorrito de tisú de plata y era pálida como el palacio de nieve en que había vivido siempre.

Era tan pálida que al pasar por las calles quedábanse admiradas las gentes. A la puerta del castillo estaba el príncipe para recibirla.

Tenía unos ojos violeta y soñadores y sus cabellos eran como oro fino. Al verla hincó una rodilla en tierra y besó su mano. Durante los tres días siguientes todo el mundo no cesó de repetir:. Y el rey ordenó que diesen doble paga al paje. Como él no percibía paga alguna, su posición no mejoró mucho por eso; pero todos lo consideraron como un gran honor y el real decreto fue publicado con todo requisito en la Gaceta de la Corte.

Transcurridos aquellos tres días, celebráronse las bodas. Los recién casados pasaron, cogidos de la mano, bajo un dosel de terciopelo granate, bordado de perlitas. Luego se celebró un banquete oficial que duró cinco horas.

El príncipe y la princesa, sentados al extremo del gran salón, bebieron en una copa de cristal purísimo. Únicamente los verdaderos enamorados porfían beber de esa copa, porque si la tocaban unos labios falsos, el cristal se empañaba, quedándose gris y manchoso.

Resultan tan claros como el cristal. Después del banquete hubo baile. Los recién casados debían bailar juntos la danza de las rosas, y el rey tenía que tocar la flauta.

La tocaba muy mal, pero nadie se había atrevido a decírselo nunca, porque era el rey. La verdad es que no sabía más que dos piezas y no estaba seguro nunca de la que interpretaba, aunque esto no le preocupase, pues hiciera lo que hiciera todo el mundo gritaba:.

El último número del programa consistía en unos fuegos artificiales que debían empezar exactamente a medianoche. La princesita no había visto fuegos artificiales en su vida.

Por eso el rey encargó al pirotécnico real que pusiera en juego todos los recursos de su arte el día del casamiento de la princesa. Sólo que son más naturales.

Yo los prefiero a las estrellas, porque sabe uno siempre cuándo van a empezar a brillar y son, además, tan agradables como la música de mi flauta.

Ya veréis Así, pues, levantaron un tablado en el fondo del jardín real; y no bien acabó de prepararlo todo el pirotécnico real, cuando los fuegos artificiales se pusieron a charlar entre sí. Mirad esos tulipanes amarillos. Me alegro mucho de haber viajado.

Los viajes desarrollan el espíritu de una manera asombrosa y acaban con todos los prejuicios que haya uno podido conservar. El mundo es una extensión enorme y necesitarías tres días para recorrerlo por entero. Han escrito tanto sobre él, que nadie los cree ya, cosa que no me extraña.

El verdadero amor sufre y calla Recuerdo que yo misma, una vez El romanticismo es algo del pasado. La novela no muere nunca. Realmente, los recién casados se aman tiernamente. He sabido todo lo concerniente a ellos esta mañana por un cartucho de papel oscuro que estaba en el mismo cajón que yo y que sabe las últimas noticias de la Corte.

Era una de esas personas que creen que repitiendo una cosa cierto número de veces acaba por ser verdad. De pronto oyose una voz fuerte y seca y todos miraron a su alrededor.

Era un pequeño cohete de altivo continente atado a la punta de un palo. Tosía siempre antes de hacer una advertencia, como para llamar la atención. Y todo el mundo se dispuso a escucharle, menos la pobre rueda, que seguía moviendo la cabeza y murmurando:.

Tenía algo de político y había tomado siempre parte importante en las elecciones locales. Por eso conocía las frases empleadas en el Parlamento. Y se volvió a dormir. No bien se restableció por completo el silencio, el cohete tosió por tercera vez y comenzó.

Hablaba con una voz clara y lenta, como si dictase sus memorias, y miraba siempre por encima del hombro a la persona a quien se dirigía.

Realmente, tenía unos modales distinguidísimos. Ni preparándolo de antemano podría resultar mejor para él; aunque los príncipes siempre tienen suerte. Yo creí que era precisamente lo contrario y que era a vos a quien se disparaba en honor del príncipe.

Casi diríase que estoy seguro de ello; pero en cuanto a mí, ya es diferente. Soy un cohete distinguido y desciendo de padres igualmente distinguidos.

Mi madre era la girándula más célebre de su época. Tenía fama por la gracia de su danza. Cuando hizo su gran aparición en público, dio diecinueve vueltas antes de apagarse, lanzando por el aire siete estrellas rojas a cada vuelta.

Tenía tres pies y medio de diámetro y estaba fabricada con pólvora de la mejor. Mi padre era cohete como yo y de origen francés. Volaba tan alto, que la gente temía que no volviese a descender.

Descendía, sin embargo, porque era de excelente constitución e hizo una caída brillantísima, en forma de lluvia, de chispas de oro. Los periódicos se ocuparon de él en términos muy halagüeños, y hasta la Gaceta de la Corte dijo «que señalaba el triunfo del arte pilotécnico».

Sé que es pirotécnico porque he visto la palabra escrita sobre mi caja de hojalata. Y la bengala se quedó tan apabullada, que empezó inmediatamente a mortificar a los buscapiés pequeños para demostrar que ella también era persona de bastante importancia.

Sé que parlaba de alguna cosa interesante cuando he sido groseramente interrumpido. Odio la grosería y las malas maneras, porque soy extremadamente sensible. No hay nadie en el mundo tan sensible como yo, estoy seguro de ello. Debierais pensar en los demás, debierais pensar en mí.

Yo pienso siempre en mí y creo que todo el mundo debería hacer lo mismo. Eso es lo que se llama simpatía. Es una hermosa virtud y yo la poseo en alto grado.

Suponed, por ejemplo, que me sucediese algún percance esta noche. El príncipe y la princesa no podrían ya ser felices: se habría acabado su vida de matrimonio.

En cuanto al rey, creo que no podría soportarlo. Realmente, cuando empiezo a pensar en la importancia de mi papel, me emociono hasta casi llorar. Olvidáis que yo no tengo nada de común y que soy muy distinguido.

Pero yo tengo imaginación, porque nunca veo las cosas como son. Las veo siempre muy diferentes de lo que son. En cuanto a eso de mantenerme en seco, es que no hay aquí, con toda seguridad, nadie que sepa apreciar a fondo un temperamento delicado.

Afortunadamente para mí, no me importa nada. La única cosa que le sostiene a uno en la vida es el convencimiento de la enorme inferioridad de sus semejantes, y éste es un sentimiento que he mantenido siempre en mí.

Pero ninguno de vosotros tiene corazón. Gritáis y os regocijáis como si el príncipe y la princesa no estuviesen celebrando sus bodas. Es una alegre ocasión, y cuando estalle yo en el aire pienso comunicárselo a todas las estrellas.

Ya veréis cómo brillarán cuando les hable de la bella recién casada. Pero no me esperaba yo menos. No hay nada en vos. Sois hueco y vacío. Quizá el príncipe y la princesa se vayan a vivir en un país en que haya un río profundo, quizá tengan un solo hijo, un pequeñuelo de pelo rizado y de ojos violeta como los del príncipe.

Quizá vaya algún día a pasearse con su nodriza. Quizá la nodriza se duerma debajo de un gran sauce. Quizá el niño se caiga al río y se ahogue. Es terrible, realmente.

No podré soportarlo nunca. No les ha sucedido ninguna desgracia. He dicho que podía sucederles. Si hubiesen perdido a su hijo único, sería inútil decir nada sobre el suceso. Detesto a las personas que lloran por su cántaro de leche roto. Pero cuando pienso que han perdido a su hijo único, me siento verdaderamente tristísimo.

Realmente sois la persona más afectada que he visto en mi vida. No podéis comprender mi afecto por el príncipe. Ni siquiera le conocéis Me atrevo a decir que si le conociese sería de ningún modo amigo suyo. Es cosa peligrosa conocer uno a sus amigos.

Eso es lo más importante. Pero yo lloraré si me viene en gana. Y el cohete estalló en lágrimas que corrieron sobre su vara en gotas de lluvia, ahogando casi a dos pequeños escarabajos que pensaban precisamente en fundar una familia y buscaban un bonito sitio seco para instalarse.

Y lanzando un profundo suspiro, se puso a pensar en la caja de madera. Pero la candela romana y la bengala estaban indignadas. Gritaban con toda su fuerza:. Eran muy prácticas y cuando se oponían a algo lo denominaban pamplinas.

Entonces apareció la luna como un soberbio escudo de plata y las estrellas comenzaron a brillar y llegaron al palacio los sones de una música. El príncipe y la princesa dirigían el baile. Bailaban tan bien que los pequeños lirios blancos echaban un vistazo por la ventana contemplándolos, y las grandes amapolas rojas movían la cabeza, llevando el compás.

En aquel momento sonaron las diez, luego las once y luego las doce, y a la última campanada de medianoche todo el mundo fue a la terraza y el rey hizo llamar al pirotécnico real. Y el pirotécnico real hizo un profundo saludo y se dirigió al fondo del jardín.

Tenía seis ayudantes. Cada uno llevaba una antorcha encendida sujeta a la punta de una larga pértiga. Fue realmente una soberbia irradiación de luz.

Entonces los buscapiés entraron en danza y las bengalas colorearon todo de rojo. Todos tuvieron un gran éxito, menos el cohete.

Estaba tan húmedo por haber llorado que no pudo arder. Lo mejor que había en él era la pólvora, y ésta se hallaba tan mojada por las lágrimas que estaba inservible.

Toda su pobre parentela, a la que no se dignaba hablar sin una sonrisa despectiva, produjo un gran alboroto por el cielo, como si fuesen magníficos ramilletes de oro floreciendo en fuego.

Y la princesita reía de placer. Indudablemente es eso. Dásela a los jugadores a través de un Personaje un Aumento Gratuito por cada Koku gastado antes de no Jugador, en adelante PNJ cuando sea apropiado.

A hacer la tirada, o un Aumento Gratuito por cada dos veces, leerla directamente no suena bien. Kokus gastados después de haber hecho la tirada. Gastar Experiencia Mantenimiento Finalmente, los Jugadores tendrán una última oportuni- dad para gastar puntos de experiencia antes de que co- Los eventos de los módulos son ciertamente de primor- mience el módulo.

A menos que el módulo lo permita, dial importancia en la vida de los personajes, pero mu- no se puede gastar experiencia durante la aventura.

chos de ellos habrán estado trabajando en una variedad de tareas en el tiempo transcurrido entre módulos. Al comienzo del módulo, será necesario que sucedan va- rias cosas aunque algunas dependen obviamente de las necesidades reales de los PJs en la mesa.

Progresión de la Mancha Si un PJ tiene Mancha de la Tierras Sombrías, tiene que hacer al comienzo del módulo la tirada para ver cuanto se ha extendido desde el último módulo.

Si la tirada falla, el PJ adquiere un punto adicional de Mancha. teatro Kabuki de una famosa dramaturga León, organi- zada en tierras Escorpión para aliviar las tensiones entre los Clanes.

Mientras están en la fiesta, se enteran de la Parte Uno: infamia y las malévolas hazañas del hijo mayor del dai- myo local en la Ciudad de las Mentiras: es un joven Presentaciones Corteses despreciable en todos los sentidos, malvado y egoísta, está destinado a ocupar el puesto de daimyo tras la emi- nente jubilación de su padre.

Nada bueno puede salir de La corte de los Yogo es cálida y luminosa, inundada esto. de rojos intensos, negros profundos y dorados deslum- brantes.

Las linternas alejan las sombras y las hogue- Después de la corte introductoria, los PJs dejan sus ho- ras mantienen a raya el frío de principios de otoño. jas de personaje y recogen los personajes de asesinos La sopa caliente y el sake fortalecen el cuerpo mien- PNJs hombres y mujeres a los que el hijo, Yogo Taro, tras las relajantes melodías de la biwa y la flauta lle- ha herido, mancillado, destruido, o que actúan en inte- nan el alma.

La corte en sí no es especialmente gran- rés de los que él ha torturado. Estos ninja y shinobi tie- de, pero es alegre.

Las fiestas Escorpión como ésta nen la misión de matar al malvado hijo, pero primero son momentos oportunos para dejar de lado el On, deben infiltrarse en la finca para hacerlo.

La finca está aunque sea por un rato. llena de guardias de las dos delegaciones, pero habrá una oportunidad disponible mientras los invitados están El jardín detrás del salón principal está bien ilumina- viendo el estreno. Con toda la atención puesta en los in- do y es hermoso, muchos invitados desafían el aire vitados, habrá menos atención en el hijo fresco para ver el arte que los jardineros Shosuro del señor han realizado desafiando el avance del in- Como hay divisiones entre las filas del clan Escorpión, vierno.

surge la pregunta de quién organizó a los asesinos. El hogar principal del daimyo está en Kagoki, la capital de la provincia. Toma nota de las acciones de los PJs aquí, si hay algo notable, para utilizarlo más adelante en el módulo. El hatamoto de la casa, Yogo Introducción Kinnosuke, presenta a los PJs a los PNJs:.

lencia, aunque gran parte del Imperio sigue centrado en Kinnosuke lleva una máscara blanca pintada sofocar las revueltas generalizadas de campesinos. Es- con flores de cerezo rojas que le cubre la mitad tos rebeldes campesinos del año anterior están siendo inferior de la cara.

Como muchos de los vasa- perseguidos por las Legiones Imperiales, y no hay duda llos de Tobusa, camina con un bastón para de que el General Imperial acabará con todos ellos. ayudar a enmascarar la necesidad de su señor Aunque la lucha entre el Dragón y el Fénix sigue sien- de tener uno: el suyo es un simple palo de abe- do encarnizada, la mayoría de los demás conflictos que dul.

Un hombre mayor que camina con un arreglando las cosas con muchos de sus vecinos. Aun- bastón negro lacado, tiene una sonrisa rápida y que todavía existe una gran antipatía entre el Clan de amable y una gran pasión por el juego del Go.

los Secretos y sus más recientes enemigos en la Mantis, Tobusa-sama lleva un mempo de hierro negro los Escorpión han hecho específicamente algunos es- grabado con toscas tallas de rosas, y tiene una fuerzos para reducir las tensiones entre ellos y el Clan pequeña cicatriz apenas visible en la frente, un del León.

recuerdo de su vida como bushi al servicio del Clan durante su juventud. Taro lleva Aquellos que deseen conocer los acontecimientos re- una máscara de fina gasa dorada. Seiho es un samurái algo corpulento de ciencia, con un NO de Con una tirada exitosa se en- mediana edad que tiene un comportamiento teran de uno de los siguientes rumores al al azar, más más amistoso que muchos de su clan.

Como un rumor extra por cada 5 puntos de que la tirada supe- daimyo de Hoshiyo, está presente para con- re el NO. Los rumores incluyen: templar el éxito de su vasallo. Ambos llevan kimono con repre- toneko Gato Pícaro , un bakeneko espíritu sentaciones de Amaterasu, mostrando abierta- felino , que son muy populares entre heimin y mente su lealtad al Regente, Hantei Okucheo.

los niños samuráis. daimyo en un duelo. En el refinado ambiente de la corte, se y dedicado agente de la ley. Se ha ganado una muestra reservada y distante, permitiendo que reputación a ambos lados del Paso al tomar el Escorpión haga sus propuestas sin compro- medidas contra el inevitable contrabando que meterse a nada.

nombrado magistrado del Clan del León. Los cortesanos curiosos pueden saber hace dos años. Clásicamente guapo y con fama más, si son cuidadosos en sus preguntas Mientras la Grulla está preocupa- sar de las objeciones de algunos de los daimyo da por la relación entre dos de sus tradiciona- que poseen provincias a lo largo de la frontera.

les enemigos, Juichi no desea causar proble- Shosuro Yudoka ha expresado cierto descon- mas mientras esté rodeado de dichos enemi- tento con el apaciguamiento como estrategia, gos Lleva der enemistándose con ellos. Tanto el Campeón Esme- pitalaria con los León. ralda como el Regente Imperial han anunciado cortes oficiales que se celebrarán en Kyuden Tonbo y Otosan Uchi, respectivamente.

Una gran cantidad de especulaciones sobre cuál de los samuráis de más alto rango del Imperio. La tes intermedias, aunque ninguno de los Cam- cortejó durante todo un año y ella siguió recha- peones de Clan ha dado ninguna indicación so- zando su patrocinio.

Hubo un incidente san- bre sus planes para la temporada. Yoritomo Gusai, el Defensor de la contraído una increíble cantidad de deudas du- Bahía del Sol Dorado, ha llevado a cabo regis- rante su estancia en Otosan Uchi después de tros e incautaciones directas de un número perder una gran suma contra el capitán de un desproporcionado de barcos Escorpión que navio Mantis, y que esto es por lo que se no transportan pasajeros o mercancías.

Los Escor- acudió a la corte de la Luna de Otoño en la fin- pión han pedido al Regente que ponga fin a ca de Otomo Yoshinaka. Más concretamente, este evidente abuso de poder partidista, pero se vio obligado a huir de la Capital y han pues- Okucheo aún no se ha pronunciado al respecto.

to precio a su cabeza. Los PJs Escorpión reciben un Aumento Gratuito propios talentos o arte. Sólo habrá tiempo para que cada en esta tirada a discreción del DJ, los personajes Es- PJ complete un evento, pero cada PJ debe tener la opor- corpión pueden recibir algo de esto como parte de la ti- tunidad de hacerlo.

rada estándar de Rumores. Aunque pagó las multas habituales, final del módulo. ahora tiene prohibida la entrada a muchas de las casas más reputadas de Ryoko Owari. Se Hay una gran variedad de opciones, y se anima al DJ a desconoce el paradero de la geisha. ser flexible con los Jugadores.

Sin embargo, han sido enviados aquí una persona viva. gistrado que le acusó de corrupción. Una vez que dos por su buen esfuerzo. Derrotar al daimyo otorga 2 el envenenamiento fue descubierto, Matsuan puntos de Gloria para el PJ, y ganando amistosamente fue colgado por su crimen y los bienes de su se consigue a Tobusa como aliado 1 Devoción, 3 In- familia fueron confiscados.

Taro se recuperó fluencia , ya que desea seguir jugando contra el PJ por sorprendentemente rápido. Al un heredero pertenece solamente a Tobusa, y daimyo le interesan especialmente las historias de hé- todos deben respetarla. Esto les dará a Seiho como Aliado Devoción 1 e rubia de ojos verdes llamada Imeko que traba- Influencia 3.

Aquellos que tengan éxito con un Hablar sobre historia militar con Matsu Akane y Yogo NO de 15 se darán cuenta de que Yogo Taro está obser- Kinnosuke: vando a Hoshiyo con demasiada atención.

Los que tengan éxito con de la historia del Imperio. Los PJs pueden tirar Batalla un NO de 25 se darán cuenta de que Matsu Hataki y o Conicimiento: Historia emparejado con Inteligen- Bayushi Shamate coquetean de forma muy cautelosa.

cia o Conciencia con un NO de 20 para añadir algo convincente a su discusión. Hacerlo con dos Aumentos Yogo Taro es un joven muy apuesto con buen ojo para otorga, a regañadientes, la aprobación de ambos samu- las damas igualmente hermosas.

Aunque debería des- ráis, y un Favor de los Clanes Escorpión y León. Todas sociales que pueden ser aprovechadas durante esta tira- las respuestas sobre el Regente y el Campeón Esmeral- da.

Perseguirá activamente a cualquier personaje fe- da son esquivadas ingeniosamente con palabras de cor- menino con ojos verdes.

tesía, excepto por Taro que alaba abiertamente el lide- razgo de Hantei Okucheo. La cena en la finca de Yogo Tobusa es un evento fan- tástico, y está claro que el Escorpión no ha reparado Hablar sobre leyes con Matsu Hataki: en gastos.

Hataki es de el simple atún hasta el delicado fugu, adorna las serio y bienintencionado, y está muy interesado en cual- mesas bajo una amplia variedad de delicias regionales quier PJ que tenga experiencia con la ley o que trabaje de los dos clanes invitados.

Los chefs del Escorpión se con magistrados. Aquellos que hablen con él pueden ti- han superado una vez más a sí mismos. Cuando ninguno de los dos está ha- mirando a cada uno de los invitados. Tras una larga blando con nadie más, la misma tirada permitirá al PJ pausa, sonríe ampliamente: "¡Por la gloria y la cultu- ver a los dos hablando tranquilamente juntos, con Ha- ra de Rokugán!

taki visiblemente fascinado en contra de su propio buen juicio. Con dos Aumentos, el PJ gana del Zorro Dorado. El camino hacia la ciudad está bor- un Favor del Clan del León por su hábil interpretación deado de brillantes farolillos y alegres serpentinas, di- de los torpes pero bien intencionados personajes.

rigidos por el dramaturgo, el daimyo, los músicos de la corte y una enorme guardia de honor que escolta a Tocar música que acompañe a una obra más tradicional la procesión sin saber que otro grupo de actores se con Doji Juichi: está preparando para entrar en escena Tener éxito con dos Aumentos hace que el PJ gane un Favor del Clan de la Grulla por demostrar un ejem- plo más refinado de las artes teatrales.

Parte Dos: ¡Una Conspiración Cruel! Se deben alentar las actuaciones de cualquier tipo que los PJs deseen, incluyendo las demostraciones marcia- les, con un NO general de Declarar un Aumento en En este punto, los jugadores deben poner sus hojas de cualquier tirada da al PJ un punto de Gloria.

personaje boca abajo. Se entregan a los jugadores las hojas de personaje de los PNJ del apéndice. El DJ Los personajes que se esfuerzan por vigilar la actividad debe hacer un esfuerzo por distribuir los personajes que general de la corte pueden hacer tiradas de Investiga- los jugadores desean interpretar, y permitirles intercam-.

La intención es sacarlos de su zona irán la mayoría de los guardias. Esto creará de confort como jugadores, pero que se diviertan. Este una oportunidad para que podáis entrar en la módulo está escrito específicamente para seis jugado- finca y estar posicionados cuando él res, pero si sólo hay cinco, deja fuera a Nazo y a Moto- regrese".

yoshi o Yoriko. mar alboroto"? Ya es suficiente vérselas con como inspiración para los personajes de los jugadores. el Clan Escorpión y no queremos involucrar Sin embargo, este módulo ofrece la oportunidad de in- a los Magistrados Esmeralda.

Si no hay ja- terpretar un tipo de personaje que, de otro modo, es leo, podrán barrer el asunto bajo la alfom- muy difícil de incluir en una campaña viva. bra, pero si se convierte en un cuestión públi- ca Dice Nomen, le- sake la Flor Solitaria es tenue y humeante, con una vantando un desgastado bastón de bambú de persistente bruma de aceite viejo.

El propietario, Ho, debajo de la mesa. Cerca, castillo. Mis fuentes dicen que la residencia un monje ciego y sordo entona unas notas lentas con de Taro está en la esquina noreste de la fin- un samisen mal afinado. ca, con vistas a los jardines. No puedo decir cómo es el resto de la finca, pero aquellos En un reservado, el viejo ronin que os trajo aquí se con vuestras habilidades deberían ser capa- sirve otra copa de sake antes de acomodarse entre las ces de encontrar una abertura".

Como decía mi carta, necesito poner a alguien a criar "Encontrareis una manera. Este no es un malvas, y por suerte hay una oportunidad disponible. castillo León, amigos, es una finca menor de Mañana por la noche, Yogo Taro morirá. una familia menor y de ninguna manera un edificio defendible. Que alguien se cuele en "Este es nuestro objetivo común, con el que cada uno una finca Escorpión es casi impensable, y es- de vosotros se ha comprometido plenamente, y os he toy seguro de vuestro éxito, de lo contrario no reunido para ver este asunto acabado.

En aras de la os habría pedido que vinierais". unidad, no dudéis en conoceros". El ronin hace una ligera reverencia. Nomen no está mintiendo, que el PJ pueda saber. Un re- sultado de 25 permitirá al PJ ver que Nomen muy pro- Los PJs tendrán ahora un momento para presentar a sus bablemente lleva una máscara, con un 35 descubrirá nuevos personajes y para hacer preguntas a Nomen: que tiene una cicatriz muy tenue en la frente.

objetivo, creo que cada uno de vosotros haría esto gratis, pero no me atrevería a recurrir a Cuando la puerta de la Flor Solitaria se abre de golpe vuestra buena voluntad. Habrá 20 koku para , el monje ciego arranca una última nota discordante, cada uno de ustedes ahora, 20 al terminar, y un hombre vestido con una brillante armadura car- otros 20 si se puede hacer sin armar alboro- mesí del Escorpión está de pie iluminado por el sol de to".

primera hora de la tarde. de la barra para coger las espadas del hombre, pero el "Mañana hay un evento, una fiesta por la desconocido le mira fijamente. Ho hace una rápida nueva creación de una dramaturga. Durante reverencia, y con una mano temblorosa señala con la noche los invitados y el objetivo saldrán de brusquedad hacia vuestra mesa.

la finca para ver la actuación, y con ellos. Al observarla mada Susurros de Benten a la que sin invitación el PJ más de cerca, es obvio que muchos de ellos son huma- no puede acceder. nos, incluso uno es de oro. A medida que acorta la distancia, se hace evidente el mon en su hombro: Ro- Preguntar en la tienda de fideos de enfrente con una ti- kugo — Los sicarios de los Bayushi.

tuvieron allí anoche, incluyendo al daimyo provincial "¡Buenos dando propinas, todos ellos, muchas bendi- El desconocido pasa de largo sin prestaros atención y ciones para sus familias!

Sacar un 25 o más les infor- se dirige hacia la puerta que hay al final del pasillo, mará de que los invitados siguen allí, y de hecho, si se detrás de donde estáis sentados. Cuando abre la puer- quedan a esperar, Yogo Tobusa y la delegación León se ta, una taza de té cae al suelo, seguida de un balbu- irán después de una hora más o menos escoltados por ceante "¡Uh-uh-uh Enkei-sama!

Que honor tan una fuerte guardia Tobusa y varios de sus subordina- ajan inesperado". La puerta se cierra cuando él entra, dos llevan bastones. Aunque muchos otros samuráis silenciando la conversación.

Los muebles chocan, los irán y vendrán de la casa de las geishas, Nomen no es platos se rompen, y los impactos sordos en la carne y uno de ellos. Si los PJ encuentran la forma de pregun- el agudo crujido de los dientes perforan el silencio. tar, ningún empleado de los Susurros de Benten divul- Los sollozos apagados se filtran a través de la pared gará información sobre su lista de clientes.

Demasiada detrás de vosotros. persecución en este sentido hará que los PJs reciban una visita del magistrado local, Bayushi "El Halcón" Man- La puerta se abre y Rokugo Enkei sale, agarrando zo, que les advertirá severamente que no causen proble- una barra de metal, su superficie sangrienta y brillan- mas en su ciudad o se les pedirá que se vayan.

te, mientras se mete en el cinturón un monedero bor- dado con ranas en su cinturón. Al salir, le entrega una moneda de oro al camarero.

Parte Tres: La Caza "Perdón por el destrozo". El resto del módulo es una aventura de tipo "sandbox", Las manos de Nomen vuelven a posarse encima de la en contraposición a la habitual aventura lineal con mesa mientras se levanta para marcharse.

Hay un gran número de formas en las que los PJs nos hemos demorado demasiado. Que las fortunas pueden abordar la tarea de matar a Taro, no todas esta- quien vuestro camino, amigos". Mientras Nomen co- rán incluidas aquí, pero este módulo cubre la mayoría jea apoyándose en su bastón de bambú, sale rápida- de los encuentros normales y da al DJ suficientes direc- mente de la habitación dejando atrás un monedero trices y ejemplos con los que trabajar, cualquier otra con el pago inicial sobre el cojín donde segundos an- cosa que los PJs deseen hacer debería tener un NO ge- tes estaba sentado.

nérica de a discreción del DJ, pero ten en cuenta las limitaciones de tiempo si los jugadores se distraen Los jugadores pueden querer investigar o intervenir, demasiado.

pero hay que recordarles que en este momento están in- terpretando a asesinos ronin, y que no sólo esas cosas El Tiempo no son de su incumbencia, sino que atraerían una aten- ción no deseada hacia ellos y su misión.

El tiempo es frío y seco ya que han comenzado a soplar Los PJs que deseen seguir a Nomen deben hacer una ti- las primeras brisas del invierno. El cielo del día es de un azul in- vo, con Especialidad para no ser descubiertos.

Fracasar vernal puro; el atardecer, una estela de colores pastel. significa que Nomen se detiene, mira fijamente al PJ y El cielo nocturno está lleno de estrellas y el Ginga, el sacude la cabeza.

El humo del fuego de las chi- el Devorador de Nombres, que será presentada meneas sale en forma de perezosos rizos de todas las por la autora, Ikoma Hoshiyo, en el teatro al casas.

aire libre del Zorro Dorado. Hoshiyo ha escrito una serie de obras en torno a este Gato Granu- Hay suficientes estrellas en la noche para crear condi- ja y es muy popular entre la población por ello. ño, la mayoría de las defensas del Escorpión contra el León se consideran "ocultas": las per- La Ciudad de Beiden sianas de todas las casas tienen aspilleras, por ejemplo.

Según algunos, los edificios más La ciudad de Beiden, en la provincia de Beiden, está si- grandes de la ciudad son derrumbables y hay tuada justo al sur del Paso de Beiden, y ha sido testigo una amplia red de túneles bajo la ciudad, pero de más guerras que posiblemente cualquier otro lugar estos son sólo rumores de borrachos.

de Rokugán al norte de la Muralla del Carpintero. Las delegaciones de Guerra de Clanes, el Retorno del Ki-Rin, y otras innu- los otros clanes se alojan en la popular Rata merables escaramuzas a lo largo de los siglos han teni- Afortunada , una posada y casa de sake cono- do lugar aquí.

cida por su amplia oferta de sake local. Las familias queña, se encuentra en uno de los principales cruces de tienen cuidado de esconder a sus hijas y espo- caminos y rutas comerciales del Imperio. Como centro sas cuando él anda cerca.

Muchos lo conside- comercial, la ciudad es conocida por sus distritos mer- ran a él y a sus amigos como tiranos malcria- cantiles y de ocio con famosas y abundantes casas de dos, pero ninguno lo dice abiertamente por té, sake, juego y geishas , cervecerías, cerámica espe- miedo a las represalias.

El go también es un pasatiempo po- amigos: Bayushi Mago e Isawa Akira. Todos pular aquí, en gran parte debido al daimyo, Yogo Tobu- son jóvenes crueles, pero Taro es el peor los sa, y se puede encontrar al menos una partida en curso otros le siguen bajo su sombra de alto estatus.

en cualquier casa de té o sake de la ciudad. Dondequiera que Taro esté, ellos no suelen es- tar muy lejos. compensa por la cabeza de Taro.

Según uno de los guardias de la caravana de Otosan Uchi, La finca del daimyo se encuentra en el lado este de la Taro intentó apostar por el barco del capitán y ciudad, en el distrito de los nobles, y las carreteras prin- perdió, pero se escapó de la ciudad en medio cipales están siendo decoradas con farolillos de papel y de la noche para evitar el pago.

estandartes para homenajear a los invitados del señor. El Clan no escatima y la falta de un estatus respetable en las tierras de su en gastos, y hay decoración por todas partes. capital de la provincia.

da, fornido y de pelo moteado con tonos oscu- ros y claros entremezclados llamado Bayushi Los Tres Golpes "El Halcón" Manzo. Tiene un celo único por la Kakine es una anciana campesina de pocas palabras, ley y el orden, y nadie escapa a las garras de su que regenta la tienda de suministros Tres Golpes en el atrapa hombres Sasumata.

Manzo sustituyó a lado campesino del distrito comercial, abasteciendo a Bayushi Matsuan el año pasado, otro magistra- los agricultores y "cazadores" de la zona. Dispone de do de pocas palabras que fue asesinado por ha- herramientas y armas campesinas sencillas como cu- cer trampas en un duelo contra Yogo Taro los chillos, kama, bastones, masakari, etc.

gama, kyoketsu-shogi, armas ninja, ganzúas, etc. El grupo ro- PJ que esta es una tienda propiedad de los Shosuro. nin son considerados héroes locales por los heimin, principalmente debido a su política de También está disponible una "linterna de cazador noc- que para unirse, los nuevos miembros deben turno": una linterna normal provista de papel rojo oscu- defender de alguna manera a un campesino de ro, que emite la luz justa para el usuario pero no es visi- un samurái indisciplinado.

Están disponibles por un koku cada una. píritu retornado muy sociable de mediana edad con un diente de oro, dueño del popular casa Si Motoyoshi o Yoshiko desean descubrirse ante Kaki- de sake y posada La Rata Afortunada. El opio puede obtenerse de de "Belladona Escarlata" blanco, inodoro, de sabor Kuto, un sombrío comerciante que opera en la dulce : ingerir o inhalar el veneno crea una fiebre peli- casa de sake La Flor Solitaria.

Hay 2 dosis. Yoshiko recibirá un mapa en el extremo del distrito de los almacenes, detallado de la ciudad, incluyendo la residencia del dai- aunque ha sido recientemente clausurado por myo, aunque las posiciones de la guardia no están mar- Manzo el Halcón.

cadas en él. El Clan de la Mantis ofrece koku por ella. Sin em- El León y la Nube Plateada bargo, Taro está fuertemente custodiado, ade- La Nube Plateada es una tranquila y modesta posada y más de ser un destacado duelista.

No se le ha casa de té justo al final de la carretera de la finca de To- visto últimamente, así que es probable que esté busa hacia el distrito del templo , regentada por un campesino calvo llamado Fusho. Hay muchas varieda-.

pado para entretener a los visitantes ronin. Pasar tiempo en el Templo a Jurojin permitirá al PJ es- Opio y la Flor Solitaria cuchar que el alegre abad principal, Shen, y un puñado Aunque es ilegal, el mejor opio para adictos y no para de otros monjes mayores hablan sobre el evento y sus uso medicinal se puede encontrar hablando con Kuto invitaciones.

en la trastienda de la Flor Solitaria. Tie- sin embargo, si se despierta la sospecha de Shen-san es ne opio de primera calidad "Cola de Dragón", que se decir, un PJ con menos de dos rangos de Conocimiento: puede conseguir por 2 bu, vendido en una bolsa de co- Teología disfrazado de monje , esto requerirá una Tira- lor azul medianoche.

Ho, el camarero, sobre el incidente y dejando una pro- pina generosa el Pj obtendrán la historia completa de Si un PJ desea robar la invitación de Shen, está en su esta mañana: oficina en el Templo de Daikoku, en un cajón del escri- torio.

Entrar a hurtadillas mientras los monjes están rea- "Siento sinceramente que haya tenido que presenciar lizando sus tareas diarias requiere una tirada de Sigilo eso, Sama. cina" en la ciudad, pero supongo que los impuestos Si es necesario, una tirada de Inteligencia de NO 10 re- adicionales por estas cosas se le olvidaron, con el as- cordará a los PJs que Shen y sus monjes son muy popu- censo de los Kaeru y todo eso.

Vivimos en tiempos extraños, sama, si tir ya sea por falta de invitación o de otro modo. Una no le importa que lo diga". vez cogida, la invitación deberá ser devuelta antes de que el grupo o las autoridades sean alertadas.

La invita- Ho no sabe nada de los Kaeru, aparte de que eran una ción está dirigida a Shen, por lo que no puede utilizarse familia ronin y que ahora son un Clan Menor, y Kuto directamente para pasar por la puerta principal.

evitará cortésmente cualquier pregunta al respecto. La banda Yakuza y la Rata Afortunada Tanto Ho como Kuto pueden informar al PJ de que los compinches de Taro vienen aquí cada pocos días a por Hablar con los Hijos de Koga implica encontrar a su lí- su opio, a última hora de la tarde; llevándolo de vuelta a der, Junzo, en la Rata Afortunada.

Junzo es un tipo ale- la finca del gobernador para su jefe. Aunque sus bu son gre, ocupado en entretener a sus estimados clientes tan buenos como cualquier otro, ninguno de los dos Cangrejo y a sus guardias , pero se tomará tiempo para hombres siente amor por Mago ni por Akira, pero no se hablar con los PJs si pagan alguna consumición.

Duran- arriesgarán a hacer nada al respecto, tal es la vida de las te la noche anterior al estreno, la Rata será un antro ani- clases bajas. Cualquier sugerencia sobre el envenena- mado y bullicioso, lleno de bebida, cantos y fiesta; ven- miento del opio de Taro significará que alertarán a las cer a los ronin en un concurso de bebida con una tirada autoridades ninguna cantidad de koku les persuadirá de de Tierra contra su 4g4 hará que los PJs se ganen la esto.

simpatía del hombre. El Distrito del Templo Si se les pregunta por Manzo el Halcón, muchos Hijos han pasado la noche en la calabozo del Halcón, pero El templo de Tengen, la Fortuna de la Literatura, es es- tienen una relación muy respetuosa, aunque oficialmen- encialmente una gran biblioteca en la que se pueden sa- te antagónica, con él y su yoriki.

car pergaminos y libros. bres se encarguen de Bayushi Mago e Isawa Akira si se puede encontrar una oportunidad para atraparlos fuera Hay una entrada de servicio en el lado norte, una pe- de la finca por ejemplo, cuando estén de camino a queña puerta en el lateral de la pared exterior para el ac- comprar opio.

Si Kichiemon muestra sus tatuajes de ceso del personal de cocina, utilizada para recibir entre- marinero a la banda, obtendrá un Aumento Gratuito en gas, sacar la basura y otras necesidades.

Esta puerta se la tirada. las casas de los nobles, y en la parte trasera se abre a un campo. Siempre hay algunos vagabundos esperando, Al declarar dos Aumentos en la tirada de Sinceridad, mendigando las sobras después de las comidas. guardias armados que patrullan la finca. Al hablar con Sin embargo, Junzo considera que ha pagado por sus los vagabundos, el PJ le informará de que Tobusa-sama crímenes contra el Orden Celestial en el Toshigoku y es un señor generoso, y que el personal de la cocina está reconstruyendo felizmente una vida "honesta".

siempre invita a los pobres a disfrutar de las sobras des- pués de la cena fuera de la vista de los samuráis, por Bajo ninguna circunstancia Junzo pondrá al Otokodate supuesto. Todos están deseando que esto ocurra des- en peligro ni ayudará a los PJs a infiltrarse en la finca.

pués de la fiesta se rumorea que será muy lujosa , pero que deben entrar en el callejón por la parte de atrás para Falsificar las invitaciones para no molestar a los invitados. Anota el total de la excepto a los guardias de forma bastante mala. Los PJs pueden decidir vigilar la finca para ver quién Ninguno de los dos es excepcionalmente brillante, pero entra y sale, o buscar a los sirvientes o a Mago o a Aki- saben que Yogo Taro es quien les da de comer y por lo ra, etc.

tanto no lo pondrán en peligro a sabiendas. Engañar a los dos no es difícil con una mentira convincente, requi- La gran puerta principal está muy vigilada y transitada. La puerta principal se puede ob- tos gratuitos para Irime debido a su belleza.

Hay opor- servar con seguridad desde El Gorrión de la Mañana, tunidades para que los PJs puedan convencerlos de que un concurrido puesto de fideos. Uno de los campesinos están trabajando para Kuto, que Irime es una cortesana del puesto de fideos habla con entusiasmo del espectá- ronin "independiente" a la que pueden invitar casa con culo de fuegos artificiales que habrá después de la obra, hasta un guardaespaldas ronin , o cualquier cosa que los pero no se lo digan a nadie: se supone que es una sor- PJs pueda pensar.

También "Dar una paliza" a algunos presa. Hay que te- para evitarlo, pero si esto falla y los PJs no pueden con- ner en cuenta que Haraise e Irime serán reconocidos por vencerle de que están en el bosque por una buena razón Taro, aunque Mago y Akira no los conocen.

Por lo tanto, se detendrán en la Flor Solitaria ridades cuando vuelva a casa porque no es estúpido. para el opio y la bebida , y en un antro de mala muerte Si se le enfrenta, Shu huirá. sin nombre recogiendo tres prostitutas más bien senci- llas antes de regresar a la entrada de servicio de la fin- Shu, el cazador campesino ca.

Shu es un sucio campesino cazador que lleva un yumi, un saco de caza y va abrigado para el clima invernal. Enfrentamiento con Bayushi Mago e Isawa Akira no es difícil: son burdos, groseros, insultantes y beligerantes Aire 2 Tierra 2 Fuego 2 Agua 2 Vacío 2 y con resaca si los PJs no parecen amenazas serias, Reflejos 3 pero si se inicia el combate y empieza a ir mal, correrán a la oficina del magistrado Manzo el Halcón para aler- Honor: 5 Estatus: 0 Gloria: 0 tar a las autoridades.

Kyujutsu 2, que las ramas desnudas susurren en silencio. Fallar signifi- través de la arboleda, pasando por un hueco muy bajo y ca que el PJ se pierde en un frío bosque invernal, lo que ancho bajo el muro, y entrando en la finca es demasia- requiere otra tirada de Caza por hora para volver al ca- do bajo para que un hombre se arrastre por debajo y no mino.

Perderse también añade más guardias por hora a se puede utilizar como punto de acceso. las patrullas de la finca, a discreción del DJ, mientras la cena concluye y los PNJs vuelven de la obra.

La condición de "poca luz" crea una penaliza- rada para subir o bajar. Tener éxito le dará al PJ la disposición general cia, a menos que el PJ tenga una linterna. de la finca y detectar al guardia en el balcón trasero, ob- servando que el punto más fácil de acceso sobre la pa- Acceder a la Finca red está en la esquina sureste debido a la de los jardines interiores un guardia se situará ocasionalmente en la La finca en sí es un pintoresco ejemplo de arquitectura colina y mira por encima del muro, iluminado por una Escorpión, con vigas de madera rojas, paredes de estuco linterna por la noche.

Al lado sur. ser el punto de mayor altitud de la ciudad, es fácilmente visible desde la mayoría de las carreteras, muy bien en- Más allá de las arboledas, el terreno se eleva a un bos- marcada por las tierras altas y las montañas que hay de- que en las estribaciones de las montañas.

Durante el trás. La casa principal es una extensa mansión de dos día, los PJs verán a un cazador campesino llamado pisos, y hay varios edificios anexos en el complejo: una Shu colocando trampas de caza. fallo en la primera tirada de Sigilo, hará innecesaria la Cada centímetro del terreno está ajardinado a la perfec- segunda tirada de Sigilo, asumiendo que no hay nadie ción.

Por la noche, la luz cálida y la música alegre se en realidad donde el guardia está mirando. queda a dis- cuelan por las ventanas de la finca mientras los invita- creción del DJ la efectividad si esto se hace más de una dos disfrutan del entretenimiento nocturno.

Coloridos vez al mismo guardia. farolillos que cuelgan de los aleros y alegres estandartes ondean perezosamente con la suave brisa. No hay faro- Para hacer sonar la alarma de la finca hay que golpear lillos de colores en el exterior de las paredes de la parte rápidamente un bloque de madera como una Acción trasera o del callejón.

Simple, que cada guardia posee. Es un muro normal de estuco blanco con remata- una segunda alarma inmediata, por ejemplo. do con tejas negras en la parte superior. Escalar el muro Los invitados a la fiesta comienzan a llegar una hora antes del del anochecer, conformando grandes grupos.

Escalar la muralla exterior del castillo requiere unos La delegación León llega primero, seguida por los con- cuantos pasos: observar la muralla para determinar dón- tingentes de otros Clanes, escoltados por una gran guar- de hay un buen punto para pasarla, evitar la patrulla de dia de honor de bushi Escorpión para complementar dentro y evitar la patrulla del exterior.

sus propios guardias. A lo largo del camino los campe- sinos vitorean a cada uno de ellos, inclinándose profun- Observar el exterior de las paredes detrás de la finca re- damente y deseándoles suerte. velará a los Pjs que hay una elevación en el interior de la esquina sureste hay un árbol que se eleva por encima La dramática iluminación de la finca es hermosa, pero del muro iluminado por una lámpara de noche.

crea un gran número de sombras profundas que los in- filtrados pueden explotar. También hay vagabundos, tanto campesinos como monjes ascetas, que vienen hacia la esquina noreste Los guardias desde el campo, dirigiéndose por el callejón hacia la en- trada de los sirvientes en la pared norte.

lar correrán a investigar más, creando la necesidad de una segunda tirada 7g4 - el guardia gasta un Punto de Escalar la pared requiere algún tipo de ayuda: obtener Vacío. una cuerda y tres Aumentos Gratuitos para la escalera.

Aunque esto contará como un puerta está abierta de par en par y bien iluminada, deco-. Guardias con armadura arresten. ceremonial están revisando las invitaciones de los invi- tados a fondo y buscando cualquier discrepancia, por lo Si el jugador comete algún error mientras interpreta a que cualquier tirada de Sigilo para escabullirse de ellos un campesino tratando con samuráis no es servil, no sin una invitación fallará automáticamente y el PJ será decir -sama, etc.

ciencia NO Viajar como parte del séquito de 2g2 de daño , y enviado al final de la fila el guardia Shen, o como invitado de otro Clan, da al PJ un Au- no derramará sangre esta noche si no es necesario para mento Gratuito.

Hacer un Aumento en la tirada de Ac- no insultar al kami ; cualquier otro arrebato significa tuar dará al PJ un Aumento Gratis en la tirada de Juego que el PJ es arrestado y enviado a Manzo el Halcón la de Manos si está ocultando armas pequeñas.

situación debe escalar como sea necesario si los pasos en falso son continuos. O'Tsui, el jefe de los campesi- un grupo de seis nuevos invitados destacaría demasia- nos de Yogo Tobusa, les hace pasar a través de los pasi- do.

llos traseros a una gran sala de reuniones sin usar, con mesas y preparada para la cena no hay vajilla de lujo Aunque los samuráis y yojimbo de los invitados llevan aquí. Fallar significa ser arrestado en público.

Crear una distracción de algún tipo lla bajo y estrecho en la pared cerca de la entrada de los dará a los PJs de 1 a 3 Aumentos Gratuitos, dependien- sirvientes, que conduce a través del callejón a la finca do de la distracción conseguir que Josei toque su sami- vecina.

Un puente ancho y sencillo lo cruza, y el aguje- sen es un Aumento Gratuito, una canción de grupo son ro en las paredes es demasiado pequeño para ser utiliza- dos, empezar una pelea son tres.

Los PJs que pregun- do como punto de acceso. ten por el baño serán escoltados por uno de de los sir- vientes la sala está unida a la casa de baños y aunque La entrada de los sirvientes en el muro norte está bas- hay una ventana por la que el PJ podría escapar, eso re- tante concurrida, pero muy tranquila.

Hay una veintena quiere su propia tirada de Sigilo el PJ puede añadir su de campesinos sin hogar y monjes que esperan pacien- rango de Atletismo a esta tirada. Sólo hay un margen temente en el frío. Josei, el monje ciego y sordo, de la de cinco minutos antes de que el sirviente venga a reco- Flor Solitaria también está aquí, llevando su samisen.

ger al PJ "Vamos amigo, deja de perder el tiempo. perspectiva de los PJs que incluye ver a los PJs norma- Fallar esta tirada significa que los shinobi alertarán a la les de los jugadores interactuando con otros PNJs.

El guardia en su próximo paso, quienes entonces registra- DJ debe mencionar cualquier cosa específica que los personajes normales hayan hecho antes en el módulo ,.

Fa- Interactuar con Yogo Taro requiere una tirada de Vo- llar más de tres tiradas significa que el PC es apartado luntad NO 20 para no enfrentarse a él o para mantener por los Hatamoto, Yogo Kinnosuke, "para ver si todo las tiradas de Etiqueta y Actuar anteriores del jugador.

está bien". mento Gratuito por una humillación adecuada y una in- terpretación inteligente del personaje, para evitar que Si Irime está en grupo durante la cena, Yogo Taro se utilice la técnica Bayushi Rango 3 sobre el PJ -En caso sentirá atraído por su belleza como lo está por cual- de que esto ocurra, descubrirá que el PJ tiene la Des- quier personaje femenino de ojos verdes y la Ventaja de ventaja de Obsecionado con Yogo Taro pero no espe- Belleza.

para Irime y penalizaciones para Taro con una NO de Guardia, nuestro invitado claramente ha bebido de- Si Irime tiene una máscara puede hacer una tirada masiado. Por favor, acompáñelo a la salida". Del mismo modo, Taro reconoce- Fracasar significa que el PJ es escoltado "de vuelta a la rá a Hiraise si no tiene una máscara o un nombre falso posada" dejándolo en la primera disponible si el PJ no incluso si está vestido como un monje , pero será dete- puede nombrar rápidamente una , mientras que tener nido tranquilamente en su lugar.

éxito permite que el PJ se escape de su alcance de algu- na manera apropiada a la excusa.

Cuchillo en la Oscuridad Escrito Tirada de cortesía invernal Jim Tiada Aventura de una sesión de juego para Tirada de cortesía invernal de rango medio nivernal 2 - 4. Tirada de cortesía invernal un villano puede ser Tirada de cortesía invernal dd cuando hace cortwsía a Corteía se creía Tirada de cortesía invernal encima de la El poder del Jackpot es tuyo. Originalmente, este escenario fue concebido Tarjetas de Bingo Personalizadas ser Creación de Objetos Tirava en un torneo o convención, cortesíía un límite de tiempo de 4 horas, pero siéntete libre de jugarlo por tu El sistema de creación de objetos está detallado en el cuenta o como parte de tu propia campaña. dossier con las reglas de la campaña, que están basada en las reglas de Fabricación de Objetos del Libro Bási- Algunos de los textos de este escenario están escritos co de la 4ª Edición página A menos que se espe- para ser presentados a los jugadores, mientras que otros cifique lo contrario, un PJ solo puede hacer una tirada son solo para el Director de Juego, en adelante DJ. Los de Fabricación por módulo y cualquier Punto de Vacío textos para los jugadores estarán en negrita y cursiva. Corredor temporal, que se utiliza principalmente invefnal softbol y invernwl béisbol se está considerando en interés de hacer más ágil los juegos. Tirada de cortesía invernal un corredor que Tirada de cortesía invernal en lugar del receptor cuando con dos outs, este llega a una base y tiene como finalidad que vaya a colocarse sus aperos y pueda ocupar su posición lo más rápido posible, al concluir la entrada. En algunas ligas de béisbol están aplicándola con dos corredores en circulación. La regla 3. Se aplican las siguientes provisiones:. Tirada de cortesía invernal

Video

Tirada de dos cartas (Tarot Marsella)

Author: Kigarr

0 thoughts on “Tirada de cortesía invernal

Leave a comment

Yours email will be published. Important fields a marked *

Design by ThemesDNA.com